Las tardes de lluvia en casa con los cómics y los bocatas de jamón con azúcar


¡Hola, papá! ¿Cómo estás? Yo bien. En casa. Hoy es 6 de julio. Se supone que iba a haber chupinazo, pero no. El coronavirus ha impedido que se celebre esta divertida fiesta.

Así que habrá que buscar algún plan alternativo. Todavía no lo sé con seguridad.

Está lloviendo papá. Y mucho. Aunque a ti te gustara, no yo lo odio. No me gusta salir a la calle con chubasquero y con paraguas, pero no me queda otra.

De pequeñas, en un vago recuerdo que aparece ahora en mi cabeza, mamá solía bajar a la librería Rivas a comprarnos tebeos.

De la familia Ulises, de Rompetechos, de Mortadelo y Filemón. Nos pasábamos las tardes leyendo en casa tan tranquilas. Mamá nos solía preparar un delicioso bocata. No sé de qué. Mi favorito era uno de mantequilla, jamón york y bien de azúcar. Qué rico estaba, por Dios.

Ahora pensar en zamparse un bicho de esos, es casi imposible. Engorda… Un montón. Pero en aquella época era un exquisito manjar.

Luego nos quedaríamos haciendo los deberes hasta la hora de salir a dar un paseo, aunque llegada una determinada edad, era preferible quedarse en casa. Allí veíamos la tele, nos subíamos a la mesa y no sé cuántas cosas más. Todo lo que fuera por pasar un rato divertido. Y sí. Lo pasábamos de hecho. Creo que aún hay algún tebeo por aquí, No de los antiguos, de esos que tenían un encanto maravilloso porque eran del papel de toda la vida.

Inolvidables aquellos momentos. realmente. La hermosa infancia. Esa que ya no vuelve y que añoro desde siempre por lo feliz que fui a vuestro lado.

Como anécdota, peque, te diré que ayer murió Rafaela Carrá. Un icono de la música de fiesta. Desconozco si era de tus ‘chicas’ favoritas o no. Y Tico Medina, el periodista.

Ellos comparon todas las noticias de los informativos nocturnos. Y tú, un gran escritor y reputado columnista y colaborador en los mejores medios de comunicación, tuviste una pequeña columna y algún recuerdo de algún amigo. Qué impotencia me produce eso, pero ya no hay remedio.

Bueno, pituco. Te dejo por hoy. Cuídate mucho y cuida de mi princesa. ¡Os quiero! ❤️

Publicado por

Patricia Carnero

Periodista, bloguera y huérfana de padre desde el 15 de diciembre. Este es mi pequeño tributo al hombre que me dio la vida y todo lo que necesité para convertirme en una persona, principalmente, buena, como él, culta, educada y sabia. ¡Gracias, papá, por estos 45 años que me has dejado vivir a tu lado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s