El fin ya cerca está y otras canciones tristes para despedir este gris día de abril


¡Hola, papá! ¿Cómo estás? Yo bien. En casa. Hoy ha amanecido un día un poco triste para estar ya a las vísperas de mayo.

Demasiado triste, peque. Es mañana de motos, pero se me olvidó comprar unos cuantos churros para desayunar mientras los veía.

Qué desayunos aquellos de zumitos, churros, tostadas, periódico y risas. Ahora mismo me comería un buen porrón de ellos.

Hay una canción de Frank Sinatra, que luego versionaron ‘Siempre así’, que dice: “El fin ya cerca está, lo afrontaré serenamente… Tal vez lloré, tal vez reí, tal vez gané, tal vez perdí. Y ahora sé que que fui feliz..”

Y lo fui, peque. Mucho. Tenía tantos sueños por cumplir. Hasta que te levantas una mañana y te das cuenta de que eran todos imposibles. Entonces te entra una gran frustración.

Siempre pienso lo mismo. ¿Cómo sería todo si tu estuvieras aquí? En realidad nunca te has ido. En cuerpo sí, pero de mi corazón nunca. Ninguno de los dos. En realidad hay veces que me quedo un poco traspuesta y al despertar aún pienso que estáis conmigo.

Luego me doy cuenta que es imposible. Y para que te voy a decir lo contrario. Me da mucho miedo. Me asusto y pienso. Bueno, Patricia. Respira hondo e intenta sonreír, pero no es fácil.

Ya sabes lo que me hace reír. Yo y mis locuras. Siempre pienso que cuanto más imposibles son las cosas, más me aferro a conseguirlas. Así que ahora habrá que dejar un tiempo y pensar en hacer locuras de esas en las que descargas adrenalina a tope.

Pero te prometo que las haré, aunque me mirarás mal y seguramente me darás una buena colleja. ¡Bueno, pituco! Te dejo por hoy. Que siguen las ruedas y no puedo estar con las dos cosas a la vez. ¡Cuídate mucho y cuida de mi princesa! ¡Os quiero! ❤️

Publicado por

Patricia Carnero

Periodista, bloguera y huérfana de padre desde el 15 de diciembre. Este es mi pequeño tributo al hombre que me dio la vida y todo lo que necesité para convertirme en una persona, principalmente, buena, como él, culta, educada y sabia. ¡Gracias, papá, por estos 45 años que me has dejado vivir a tu lado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s